Alfonso Celemin

PENALTYEXPULSION

DESCALABRO INQUIETANTE DEL R.MADRID 

3 noviembre, 2016

     ¡¡Increíble!! el desplome del Real Madrid en Varsovia, que resulta inquietante por la forma en que se produjo y por ser ante un rival como el Legia, plano en muchos aspectos del juego.  Del 0-2 inicial, con gol al minuto de juego de Bale de espléndida volea, el único junto a Kovacic que se salvó de la quema, se pasó al 1-2 antes de llegar al descanso. Después llegaría el empate a dos y sorprendentemente minutos después 3-2 del Legia de Varsovia que puso más ímpetu y energía que un apocado Real Madrid que pagó muy caro una alineación cuanto menos frívola y muy diplomática por parte de Zidane, que tácticamente estuvo de desastre.

    Y menos mal que Kovacic empató (3-3) a falta de cinco minutos, incluso Lucas Vázquez pudo solucionar el resultado con un tiro al larguero en el último suspiro del encuentro, porque si no estaríamos hablando de la hecatombe blanca en Varsovia. El Real Madrid que vimos en la capital polaca estuvo tan vacío como sus gradas –el partido fue a puerta cerrada-.

    Con este resultado no peligra su clasificación, pero si el primer puesto del grupo ya que el Borussia Dortmund ganó 1-0 al Sporting de Lisboa y es primero de grupo con 10 puntos, dos más que el Madrid.

    Mira que siento tener que decirlo, pero Zidane me está decepcionando en los últimos partidos con sus decisiones tácticas y sus alineaciones. El equipo que sacó a jugar frente a los polacos fue un despropósito. En el fútbol actual no se puede jugar con cuatro delanteros y solo dos centrocampistas. Los inventos tácticos de Zidane condenaron a su equipo a un empate que les dejó ruborizados y heridos en su orgullo por empatar ante un rival que solo ofreció entusiasmo y ganas. Algo de lo que careció el Madrid durante todo el segundo periodo, donde se desplomó por completo con Zidane desquiciado en la banda y unos jugadores presos de una ansiedad injustificada.

   

   El Madrid comenzó con un 4-2-4 y terminó con un 3-2-5. Un auténtico caos táctico. Zizou quito a Coentrao y dio entrada a Asensio. También entraron Lucas Vázquez por Benzema, quien en esta ocasión se movió y estuvo más visible; y Mariano por Morata. Decisiones, que a la postre fueron poco acertadas, además de arriesgadas: 1ª jugar con cuatro delanteros y dos de ellos delanteros centros que se estorbaban a la hora del remate, 2ª alinear a Coentrao que parece un ex-futbolista, 3ª jugar solo con dos centrocampistas que en los tiempos que corren es una barbaridad, y 4ª terminar jugando con tres defensas, cosa que aprovechó el Legia para hacer el 3-2. Mal, muy mal Zidane que con el ordenamiento táctico que hizo, echó arena sobre su prestigio.

   El técnico francés, creo que no está siendo sincero consigo mismo. Se está traicionando. Y para contentar a Florentino Pérez está haciendo alineaciones de nombres. Está siendo muy político en este aspecto a la vez que diplomático con los jugadores a los que desea tener contentos, independientemente de su rendimiento. El partido de Cristiano que regresó el sábado pasado contra el Alavés al marcar tres goles, fue horroroso. Pero ahí siguió impertérrito, arrastrando a los suyos con su juego egoísta a un resultado que va a servir de escarnio para los rivales y la afición.

   No se concibe que para acabar con el debate de Morata-Benzema y para contentar a los dos, jueguen juntos en el mismo once. No es normal empezar un partido con dos delanteros centros, a los que luego se unió Ronaldo. Fue un galimatías táctico que ni Zidane entendió. La consecuencia, de tal desaguisado es que vimos a un Real Madrid desequilibrado, desnaturalizado, descontrolado y partido en dos.

   De todas formas, y a pesar del desacertado Zidane, los jugadores fueron los mayores culpables de ese sonrojante empate a tres ante el débil Legia de Varsovia, noveno en su liga. No puedo entender, como el Real Madrid con un 0-2 a favor se deja remontar y le concede tres goles a un equipo de medio pelo como el polaco.

   Pasó de hacer un aseado primer tiempo de amplio dominio, a derretirse en el segundo tiempo jugando a un ritmo lento,pausado de mucho toque y poca enjundia. En una palabra se relajaron, y luego pasó lo que pasó.

    Estas cosas pasan cuando se desprecia al rival y se hace contra la lógica del fútbol. El Madrid, en Varsovia estuvo mudo.


CRISTIANO HA REGRESADO CON BALE BASTÓ
CRISTIANO HA REGRESADO
CON BALE BASTÓ

responder


Notice: Undefined index: cfg in /var/www/vhost/penaltyexpulsion.com/home/html/wp-content/themes/forte/comments.php on line 67


Notice: Undefined variable: cfg in /var/www/vhost/penaltyexpulsion.com/home/html/wp-content/themes/forte/scripts/crypt/cryptographp.fct.php on line 24

Notice: Undefined variable: reload in /var/www/vhost/penaltyexpulsion.com/home/html/wp-content/themes/forte/scripts/crypt/cryptographp.fct.php on line 24

Notice: Undefined variable: reload in /var/www/vhost/penaltyexpulsion.com/home/html/wp-content/themes/forte/scripts/crypt/cryptographp.fct.php on line 24

Notice: Undefined variable: cfg in /var/www/vhost/penaltyexpulsion.com/home/html/wp-content/themes/forte/scripts/crypt/cryptographp.fct.php on line 24

Penaltyexpulsión | Un blog de futbol por Alfonso Celemin
©2013